Oaxaca de Juárez, Oax.-Con la emoción rayando en el éxtasis y vibrantes gritos de ¡Viva, Juchitán, ¡viva Juchitán!, espectadores locales e internacionales  se entregaron la tarde de este sábado a la delegación juchiteca a lo largo de su  deslumbrante recorrido en el segundo desfile de delegaciones de la máxima fiesta de los oaxaqueños.

A la cabeza de la explosión de colores, el baile elegante  y bullangero de las y los danzantes venía Emilio Montero, presidente municipal de Juchitán, quien junto a su esposa Yoshira Sánchez López prodigaron al público asistente la algarabía y la fiesta interminable, que caracteriza al pueblo juchiteco.

Turistas locales, naciones y extranjeros saltaron de gozo al paso de la delegación, por las céntricas calles de esta capital y no se aguantaron las ganas de unirse al desbordante ritmo que imprimían las juchitecas, como Gladys Loranca, orignaria de Miahuatlán de Porfirio Díaz y radicada en Guadalajara, o Alfredo Daniel Martínez Ramírez, oriundo de esta ciudad, que venía disfrazado del tiliche de Putla Villa de Guerrero, de la Sierra Sur.

El frenesí se apoderó de los espectadores cuando la delegación entró por Macedonio Alcalá, al ritmo de “Son Calenda” y “Guie’ Cheguiigu”, con un Emilio Montero bailarín, al lado de una Yoshira generosa, que lo mismo aventaba dulces típicos a los admiradores, que bailaba con todos y todas aquellos que se acercaban. 

La delegación juchiteca se presentará en la Guelaguetza, en la emisión matutina de este lunes 1 de agosto, con la propuesta escénica Xhibeeu’. Y nadie quiere perderse esta muestra de la rica tradición del pueblo Binnizá, que convoca a artistas, intelectuales y turistas de todo el mundo a acompañarlo en sus magníficas fiestas titulares de mayo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *